LE DECIMOS NO AL 2 X 1

unnamedBuenos Aires, 5 de mayo de 2017

El ICUF (Federación de Entidades Culturales Judías de la Argentina) expresa su vehemente rechazo a la reciente disposición de la Corte Suprema de Justicia que concedió el beneficio del cómputo del 2×1 a un condenado por delito de lesa humanidad.

La decisión contó con el voto afirmativo de los jueces Elena Highton de Nolasco, Horacio Rosatti y Carlos Rosenkrantz, mientras que Ricardo Lorenzetti y Juan Carlos Maqueda votaron en disidencia.

La resolución constituye un oprobioso retroceso en materia de derechos humanos y cala muy hondo en una sociedad que resiste las políticas de carácter neoliberal que, sin pudores, viene aplicando el gobierno de ¨Cambiemos¨.

Casi simultáneamente, y no por casualidad, aparece la jerarquía de la Iglesia con un pedido de ¨reconciliación¨ como supuesta forma de sanar el pasado y unir en el presente.

Estamos en presencia de un plan sistemático tendiente a hacer olvidar los crímenes, desapariciones, torturas y vejaciones cometidas por los verdugos cuya libertad se está concediendo.

¡¡Manifestemos nuestro repudio!!

A tal efecto, el ICUF adhiere a la concentración popular que se llevará a cabo el próximo miércoles 10 de mayo, a las 18 hs. en Plaza de Mayo y, simultáneamente, en otras localidades del país.

membrete

REPUDIO AL BENEFICIO DEL 2 X 1 A GENOCIDAS

encabezado-2x1

Ante la decisión de la Suprema Corte de Justicia de la Nación que otorga el beneficio del 2 X 1 a criminales cuyas acciones configuran crímenes de Lesa Humanidad, la Asociación Cultural Israelita de Córdoba, ACIC, expresa su más profundo repudio a esta decisión que no sólo infringe la normativa vigente, tal cual lo expresaran notorios juristas, sino que además es contraria a la búsqueda de Memoria Verdad y Justicia, que para ser profunda y duradera, requiere, la prisión efectiva para los genocidas que mataron a nuestros hermanos.

El cambio de dirección en la política de Derechos Humanos, que el gobierno nacional pretende disimular con las declaraciones del ministro Garavano, solo es posible por el voto de una integrante de ese tribunal cuya permanencia fue condicionada con un favor otorgado por el mismo gobierno que impuso a los otros dos tribunos que facilitaron este esperpento.

ACIC adhiere al repudio generalizado a esta decisión, especialmente a la convocatoria a la marcha que se realizará el próximo 10 de mayo, a las 18hs. en plaza Agustín Tosco (ex Veléz Sarfield) y a todas las manifestaciones que confronten con esta política contraria a la defensa de los DDHH, convencidos que nuestra obligación para nuestros muertos, nuestros desaparecidos, nuestro presente y nuestro futuro es la defensa de la justicia verdadera, esa que no negocia con criminales ni asesinos.